Desde el principio sabíamos que esta boda iba a ser especial para nosotros.
Después del estrés de los primeros preparativos acabaron en nuestro estudio y, en este caso, no nos quedó ninguna duda que que teníamos que estar presentes en ese día.
Carla y Jose son una pareja que se complementa a la perfección, y esta complicidad se nota en cada mirada y en cada sonrisa. La verdad, así da gusto trabajar 🙂

Por mil aventuras más!